Buenas prácticas

SAMBEAT COOP V, líder en la fabricación de patas y tiradores para muebles, perfilería de aluminio, accesorios de baño y cocina y terminales plásticos

13/07/2020 Ana Real

“Hemos sido capaces de transformar una empresa anclada en el pasado y con un futuro incierto en una ágil, moderna, con visión empresarial y con opciones de futuro”

sambeat

Sambeat es una cooperativa de trabajo valenciana del sector industrial con larga trayectoria y futuro prometedor. Tres han sido las claves de su éxito y del liderazgo que ha logrado alcanzar: su capacidad de adaptación a los cambios, un crecimiento fraguado a fuego lento y haber sabido encontrar el equilibrio adecuado entre la estructura htttNi un pero me para" #yoAlTrabajoEnBici dsdfsdfsfy la societaria.


Nacida como Industrias Sambeat SL en 1948, desarrollando matricería y moldes para la industria automotriz, tras su transformación en cooperativa de trabajo en 1978, decide orientarse hacia la industria del mueble en la década de los 80, ofreciendo accesorios y complementos para este mercado, principalmente en inyección y termoformado de plásticos. Ya en 1995, Sambeat Coop V lanza una nueva línea de fabricación basada en la extrusión, corte y mecanizado de aluminio, complementando así su oferta comercial junto a las líneas de acabados en pintura y envasados DIY.


Actualmente, la cooperativa cuenta con tres plantas de producción en el Polígono Industrial Fuente del Jarro en Valencia y es líder en la fabricación de patas y tiradores para muebles, perfilería de aluminio, accesorios para cocina y baño y terminales plásticos, y trabaja con los principales fabricantes de mueble a nivel nacional e internacional, así como con Centros de Bricolaje especializados, desarrollando habitualmente proyectos a medida.


Los orígenes de esta cooperativa, como tantos otros ejemplos en la década de los 50 y siguientes, hay que buscarlos en una crisis empresarial, como explica Juan Carlos Poveda, socio y gerente de Sambeat Coop V. “La transformación a cooperativa se producía tras el cierre de una empresa de capital, en nuestro caso era Industrias Sambeat. En esencia se puede decir que fue la única forma que encontraron sus trabajadores de poder seguir trabajando en un momento de crisis económica y laboral”.


La creación de la cooperativa respondió más a una necesidad que a una motivación concreta" y habitualmente en estos casos, en opinión de Poveda, “era complicado que levantaran el vuelo. Esta lo levantó muy poco a poco y se quedó a una pequeña altura del suelo hasta finales de los años 90”. Fue entonces cuando la cooperativa comienza a sentar las bases de una empresa sólida, moderna y competitiva.


Y el cambio de inflexión se produjo como resultado de la implementación y aprobación de un Reglamento de Régimen Interno (RRI). Habían pasado los años y había llegado el momento de plantear cómo debía ser el relevo generacional en la cooperativa para asegurar el futuro de la empresa, además de regular algunos aspectos de la organización y gestión para hacerla más competitiva de cara al futuro. Como cuenta, Juan Carlos Poveda, “la principal finalidad del RRI era crear un arma para llevar a cabo un correcto relevo generacional donde se valorara la necesaria formación de sus futuros socios. Disponer de ingenieros o economistas como socios no garantiza el éxito, pero disminuye las posibilidades de fracaso. Lógicamente no fue fácil, pero creo que fue un paso muy importante para la Cooperativa. Introducir el espíritu empresarial en la base de la cooperativa es más que necesario”.


En la actualidad, Sambeat Coop V se encuentra en su segunda generación de socios, “y excepto dos, el resto no somos familiares de los socios fundadores”, destaca su actual gerente, ya que lo que se prima, de acuerdo con su RRI, es la capacidad profesional de las personas a las que se incorpora a la cooperativa y no los lazos familiares. De esta forma, argumenta Poveda, “fuimos capaces de transformar una empresa anclada en el pasado y con un futuro incierto en una ágil, moderna, con visión empresarial y con opciones de futuro. Han sido 25 años de crecimiento moderado pero constante”.


Una vez conseguido el cambio generacional, se fueron introduciendo criterios empresariales que fueron haciendo más competitiva la empresa. Como resultado, Sambeat Coop V no ha dejado de crecer en las últimas dos décadas, y su manera de hacerlo ha sido lenta pero segura. “Han sido siempre pequeños escalones: primero, la adquisición de instalaciones y maquinaría (taller de matricería e inyección); luego, nuevas líneas y procesos de fabricación (sección de aluminio, termoformado, pintura y envasado), asistencias a Ferias, desarrollo de producto con patentes y un largo etc., sin olvidar la automatización, que ha sido otra base para la competitividad”, explica el gerente.


En la actualidad, la cooperativa está integrada por seis socios trabajadores y un número de empleados que se va ajustando al volumen de actividad. Además, para poder responder con mayor adaptabilidad a las demandas del mercado, Sambeat también subcontrata parte del trabajo con varias empresas, y algunas de ellas son también cooperativa.

logo sambeat

‘COOPETITIVIDAD’, LA CLAVE DEL ÉXITO


Algunas de las claves del éxito de Sambeat están en el hecho de ser cooperativa y haber sabido combinar de manera adecuada todos los elementos empresariales y societarios necesarios pata ser competitivos o ‘coopetitivos’ en un mercado abierto y global como el actual. Como reconoce su gerente, “es muy importante el grado de implicación que se puede conseguir en una cooperativa. Es curioso ver ahora empresas aplicando LEAN que utilizan parámetros de información parecidos a los que desde hace años hemos tenido aquí. Creemos en el esfuerzo y en la actitud como valores esenciales necesarios a nivel empresarial y en la colaboración, unión y solidaridad como valores cooperativistas añadidos. Hay que remar juntos, con esfuerzo y actitud, pero acompasados”.


A veces, es difícil encontrar el equilibrio necesario entre la estructura empresarial y la societaria, pero Sambeat pronto vio claro que ahí estaba el quid de la cuestión de su futuro. Para Poveda, “es fácil si cada uno tiene claro cuál es su parcela en el trabajo” y, sugiere, “la estructura en una cooperativa debe ser, a nuestro parecer, idéntica al resto de empresas. Debe haber un organigrama definido con las funciones desarrolladas de todos los departamentos y las personas que están al mando de cada sección, sin distinción de socio o no socio. Por muy pequeña que sea una empresa o cooperativa, este diagrama se puede hacer igual".


En cuanto a las atribuciones de los socios cooperativistas como propietarios de la empresa, “en Sambeat los socios tenemos habitualmente cuatro reuniones anuales donde marcamos líneas muy generales y se informa de la situación económica, de previsiones comerciales y de estrategias en producto” refiere el gerente.


Y así llevan ya más de cuatro décadas dando pasos firmes y seguros. Sambeat Coop V se encuentra posicionada como líder en su sector y su apuesta por la diversificación de clientes y mercados parece haber dado buenos resultados. “Nuestros principales clientes son los fabricantes de mobiliario. Con algunos de ellos desarrollamos producto a medida que nos hacen crecer en gama. Con otros hacemos volumen. Con otros aprendemos. Y todos son importantes para nosotros de una u otra forma”, reconoce Poveda.

sambeat productos

MODELO DE INTERNACIONALIZACIÓN


En la actualidad, Sambeat es líder en su sector y trabaja con los principales fabricantes de mueble a nivel nacional e internacional. Fuera de nuestras fronteras, vende sus productos en Europa, principalmente en Francia, Portugal e Italia, aunque también en Balcanes, Hungría o Rumania. Marruecos, Balcanes y LATAM son dos mercados muy importantes para la cooperativa. Poseen también oficina en el Reino Unido, lo que, explica, “nos ha hecho crecer mucho en esa zona y en países tradicionalmente muy vinculados al comercio con ellos”.


Precisamente, el modelo de internacionalización de Sambeat, reconocido en 2018 como caso de éxito durante el Congreso Hábitat que organiza AIDIMME, les ha ayudado a afrontar con la necesaria solidez la situación vivida a partir del pasado 14 de marzo como consecuencia de la pandemia por el Covid-19. “Sin duda, ha sido una forma de poder seguir trabajando y evitar el paro total de las líneas de producción y, evidentemente, de poder seguir facturando durante el periodo donde aquí no se ha podido suministrar material”, reconoce Poveda, para quien “es esencial la diversificación en todos los aspectos, tanto de producto como de mercados, al igual que la capacidad de adaptación a cada uno de ellos”. Por eso, recuerda el gerente, “hace ya muchos años empezamos a asistir a ferias, más tarde a participar modestamente en alguna de ellas y hoy exponemos en las más importantes Ferias Internacionales de nuestro sector”.


Las líneas de producción de Sambeat pararon tan sólo durante 15 días y, poco a poco, se han ido reactivando. Durante las primeras semanas del Estado de Alarma, la cooperativa encontró la manera de aportar su granito de arena para ayudar a paliar las graves consecuencias sanitarias de la pandemia. Independientemente de las exportaciones a países que todavía no estaban afectados por el virus, el departamento de I+D al igual que el taller de matricería desde el primer día se pusieron a colaborar en la lucha contra el COVID-19 con organizaciones como AIDIMME, etc.) desarrollando material destinado a ello: pantallas faciales y diversos accesorios para evitar contagios. Posiblemente nuestro espíritu cooperativista nos hace en esos momentos colaborar y apoyarnos por un fin común”, asegura.

 

 


LA NUEVA NORMALIDAD Y EL FUTURO


Tras unos meses duros para todos, Sambeat ha recobrado el pulso bastante rápidamente. Se podría decir que la nueva normalidad para esta cooperativa está siendo positiva motivada por el confinamiento. “Nosotros, mayoritariamente, fabricamos herrajes para el mueble y dependemos de este sector y de centros DIY. En estos momentos hay una carga de trabajo importante y creemos que hay tres factores que han influido: la falta de suministro de muebles durante más de dos meses y un mayor uso de estos durante el confinamiento, el ahorro económico en algunos hogares con la posibilidad de destinar mayores recursos estos meses y la preparación por algunas personas de una vivienda más confortable por si se repite la escena vivida”, explica.


Poveda vaticina que lo difícil para ellos puede llegar a partir de los meses de septiembre u octubre. “Creemos que se producirá un desplome importante. Dentro de nuestro sector posiblemente los que saldrán menos perjudicados sean el mueble kit, juvenil y baño. Los centros de bricolaje pensamos que en las secciones donde estamos trabajando habrá un pequeño descenso y que el más perjudicado será el mueble de hogar y en especial el mueble de cocina por el mayor coste que habitualmente tiene este elemento sobre la vivienda”.


Y, ante un escenario como éste, marcado por la incertidumbre, la receta que propone Sambeat Coop V es: “a corto plazo, como siempre, acoplarse al escenario que toque en cada acto. Es decir, prepararnos para poder hacer el doble o la mitad de lo que hacemos sin que económicamente hipotequemos el futuro. Y, a medio plazo, continuar con un crecimiento sostenible económicamente con la mínima financiación externa”.


Pero, más allá de lo inmediato, ya se plantean las estrategias a más largo plazo. Como apunta José Carlos Poveda, “será necesario también ir preparando otro relevo generacional o, incluso, ver opciones de fusiones o absorciones empresariales. Sabemos que la supervivencia de una empresa a lo largo de los años se basa en su capacidad de adaptación” y, como él asegura, “Nosotros lo vamos a seguir intentando”.

 

web
facebook
youtube
twitter

Ana  Real

Ana Real

Soy periodista y máster en comunicación radiofónica. Como responsable de Comunicación de la Federación Valenciana de Empresas Cooperativas de Trabajo Asociado (FEVECTA) me ocupo, entre otras cosas, de coordinar este Blog. El cooperativismo y las cooperativas necesitan un relato para explicarse, para dar a conocer a la sociedad que son otra manera de hacer empresa: más humana, responsable y conectada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Y, precisamente, ese relato es el que intento construir en cada uno de mis artículos para llegar cada día a más personas.

MÁS ARTÍCULOS DE LA AUTORA

PALABRAS CLAVE

COMENTARIOS

No hay comentarios en este artículo, escribe tú el primero

ESCRIBE TU COMENTARIO

Introduce el siguiente código captcha o uno nuevo 

PARTICIPA

Si te ha gustado el post y quieres apoyar la difusión de la empresa cooperativa te voy a pedir 3 cosas:


1. Comparte este post en redes sociales utilizando los botones al final del artículo

2. Deja un comentario con tu opinión.

3. Envía una pregunta relacionada con el mundo emprendedor cooperativo, que te preocupe y quieras conocer nuestra opinión.

subir